Isla sola tv

La Tierra podría iniciar una nueva era climática mucho antes de lo que se cree
Por Chelsea Harvey
Infobae

En los próximos quince años, las temperaturas globales podrían alcanzar 1,5 ºC por encima de los niveles de la época preindustrial, según un estudio científico. Se llegaría, así, al primer umbral climático en vigencia del Acuerdo Climático de París y el mundo se ubicaría en un nivel de cambio climático potencialmente peligroso.

El informe especial del Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPCC) y la creciente urgencia de minimizar el calentamiento global se contaron entre los motivos principales del estudio, dijo su coautor, Benjamin Henley, investigador de la Universidad de Melbourne en Australia.

El trabajo se centra en el sistema natural conocido como la Oscilación Interdecadal del Pacífico (IPO): un patrón alternante de la temperatura del océano que cambia periódicamente entre fases cálidas y frías y que impulsa la temperatura y los patrones climáticos alrededor de todo el mundo.

El hielo marino ártico más antiguo y grueso que está disminuyendo desde 1984
El hielo marino ártico más antiguo y grueso que está disminuyendo desde 1984
Durante las fases frías o negativas, las regiones tropicales del Océano Pacífico suelen ser más frías y la temperatura promedio global es más baja. El sistema es similar a los ciclos del Niño y de la Niña: la diferencia más marcada es que las fases del IPO tienden a ser mucho más largas, a veces de un decenio o más.

Durante la mayor parte de la década de 2000, el IPO ha estado en una fase negativa. Los científicos piensan que su efecto de enfriamiento ha ayudado a compensar un poco el efecto del cambio climático. Según varios estudios, esta disminución temporal en la temperatura es coherente con la tendencia general del calentamiento global a largo plazo.

Muchos científicos creen que en estos momentos se transita hacia la fase positiva o cálida, lo cual podría amplificar, en vez de compensar, el cambio climático causado por el hombre. Es decir que se podría alcanzar un nuevo umbral en la temperatura más rápidamente de lo que lo hubiera sido si el IPO hubiese permanecido en fase negativa.


Ésa es la conclusión del nuevo ensayo que escribieron Henley y Andrew King, de la Universidad de Melbourne. Tras proyectar los modelos de calentamiento global en un escenario de circunstancias que permanecen iguales, sugieren que la Tierra alcanzará el límite de los 1,5 ºC tan pronto como en el 2025, mientras que la continuidad de la fase negativa probablemente retrasaría este evento hasta 2030.

Varios estudios realizados en años pasados sugieren que el cambio de la fase negativa a positiva del IPO ya comenzó. Los científicos John Fasullo y Kevin Trenberth, del Centro Nacional de Investigación Atmosférica, publicaron un estudio sobre esto.

También señalaron que el estudio tiene sus limitaciones. Fasullo sugirió a The Washington Post que varias de las razones que dieron sobre la fecha en que se alcanzará el umbral de los 1,5 ºC son "deficientes", precisamente porque son susceptibles a variaciones climáticas como el IPO.

Un incendio forestal en Playa Ancha, en la ciudad chilena de Valparaíso (Sebastián Cisternas/EFE)
Un incendio forestal en Playa Ancha, en la ciudad chilena de Valparaíso (Sebastián Cisternas/EFE)
Trenberth dijo que el número simple y concreto de 1,5 es "bastante irrelevante". Señaló que "importantes son todas las otras cosas que sucederán cuando se alcance esta etapa: las olas de calor, los incendios forestales, las sequías, las lluvias extremas, etcétera".

Pero la investigación indica claramente que el objetivo de los 1,5 ºC se acerca velozmente. Según Gerald Meehl, un científico del Centro Nacional de Investigación Atmosférica, la investigación subraya un punto que muchos climatólogos han advertido y es que cada vez hay más probabilidades de que se sobrepasen los límites climáticos. Y con la salida de los Estados Unidos del Acuerdo de París, el escenario es más probable que nunca.

"Supongo que lo importante es que los legisladores sean conscientes de cuán rápido nos acercamos a esos 1,5 ºC,  y que se den cuenta de la urgencia de reducir las emisiones", dijo Henley.